Yo no veo televisión.

Aún recuerdo a mi madre diciendo “¡no hagan travesuras, mejor siéntanse a ver televisión!”, y a decir verdad sí me divertía con la barra de caricaturas que en aquel entonces ofrecía el Canal5, aexcepción de las pausas al servicio de la comunidad que al no saber de qué trataban, se me hacían largas y aburridas. También disfrutaba las animaciones con esos pingüinitos de plastilina que a través de sonidos extraños me comunicaban toda una secuencia por demás divertida, lástima que su duración fuera tan corta, ojalá hubiera sido mayor que cualquiera de esas telenovelas que cada tarde miles de señoras se aventaban de corridito.

El tiempo pasa y actualmente veo lo mínimo de televisión, carezco de canales dentro de los cuales se pueda encontrar al menos algo productivo después de dar una revisión fugaz a su contenido. Sin embargo, lo que no ha cambiado es el gran número de personas que a diario consumen tanto entretenimiento basado en la felicidad o penurias de otros seres, que reales o ficticios captan su atención. No falta ver quién se la pasa llorando o gritando a una pantalla ¡ya déjalo, es un mantenido!

La verdad esto es cómico, y al respecto, me cuesta trabajo observar cómo las cadenas de televisión abierta teniendo un público tan cautivo y extenso no buscan innovar, se habla de una Iniciativa México y no veo nada de eso. Como dice el dicho “en casa de herrero, cuchillo de palo”. Siguen ofreciendo churros o refritos de historias que se hicieron décadas atrás y de la misma forma ya no hayan qué reality show o concurso inventar.

Luego vemos que a falta de creatividad los domingos pasan el top 25 de los famosos divorciados, las mujeres más feas o vulgares; nos invitan a embobarnos con un programa en el cual elegirán al mejor cantante (generaciones dela Iala XV, o más), y qué decir de aquél donde eligen al niño con mayor “carisma” o los mejores pasos. Ahora recuerdo aquella noche de domingo donde en cierto negocio mientras esperaba por horas mi pedido, había una multitud tan pasmada con ese televisor que no importaba si su alimento se mosqueaba o se caía al piso, todo esto por ver a un niño declarársele a una pequeña a nivel nacional al lado de mi queridísima Galilea. ¡Qué bonita familia!

Ante esto, pesa mucho el bajo nivel de exigencia que muestran los televidentes, se conforman con las migajas que les lanzan considerando aburrido un canal de historia, cultura o ciencia. Muchos de ellos viven sumergidos en la ignorancia o paranoia al recibir sólo la información que conviene que sepan, otros más disfrutan alimentarse de dramas por largas horas al día, al grado de no querer salir de sus casas para no perderse el final de una novela. ¿Acaso no terminará con una boda, un beso o una familia reunida y feliz? No creo que sea difícil deducirlo, resulta muy obvio.

Hace poco me dijo una señora de mi pueblo que prefería ver las telenovelas a leer un periódico; la primera le ofrecía entretenimiento, risas y mucha emoción, y el segundo le mostraba la cruel realidad con gente muerta, políticos corruptos y la pobreza del país, le tiznaba los dedos y le cansaba la vista. Y sí, desde esa perspectiva tiene razón en lo que dice, no obstante, me parece que nos acostumbraron al confort y seguridad que trae el desconocer una situación, que de saberla, nos alarmaría sin dejarnos estar en paz. Por años el público ha preferido mantener distancia sobre ciertas estadísticas y lo que implican, las finanzas y sus índices, nuestros derechos y obligaciones, y la situación política-social mexicana. Ojos que no ven, corazón que no siente, ¿no es así?

Sé muy bien que la realidad no está en óptimas condiciones, sin embargo prefiero tomar mis decisiones en base a la verdad, que estando cegada por mentiras rosas que tarde o temprano se desplomarán y me afectarán en mayor medida, culpando después a mis padres, vecinos y gobernantes, sin darme cuenta que yo soy responsable de mis actos, de la información que recibo y solicito tener. Dejemos de ser pasivos y víctimas, ese airecito “milagroso” sólo es el ventilador.

Publicado por La Jornada Aguascalientes – Suplemento Autonomía.

Aguascalientes, Ags. Agosto 06, 2011.

Anuncios

9 comentarios en “Yo no veo televisión.

  1. Coincido en muchos puntos. Creo que el eterno problema serán esas condicionantes -distintas en cada entorno y quizá incontrolables- que llevan al individuo a optar por el espectáculo barato y desdeñar un buen contenido.
    Educar no es fácil; descomponer, sí.
    Abrir la mente (al autoanálisis de hábitos) no es fácil; formar parte de una mayoría, sí (mal de muchos, consuelo de…).

    Es un buen artículo, May. Saludos.

    Me gusta

  2. Si Gbus le has dado al clavo Televisión Abierta, no podemos criticar TODOS los canales televisivos, puesto que hay algunos muy interesantes y con bastante contenido informativo de provecho.

    Pienso yo que hay que saber elegir que programas nos ayudan a crecer como personas y cuales definitivamente desecharemos, son pocos tal vez, pero no por unos van a perder todos la verdad…jajaja

    Como dice May “tomar mis decisiones en base a la verdad…” investiguemos pues, nunca nos quedemos con lo primero que nos dicen y encontraremos la verdad.

    Me gusta

  3. Yo igual May no veo la T.V., es más, desde que ya no vivo con mis papas (o sea hace como 2 meses), no he tenido televisión y ninguna falta me ha hecho.

    Muchos lo primero que hacen es irse a comprar la televisión, antes que el refri, estufa o incluso cama…

    Siempre he dicho que la televisión es obsoleta, solo puedes ver lo que ellos quieren ponerte (mucha basura tal como lo describes) y además chutarte el montón de comerciales, ya que estos son los que pagan para que puedas ver “gratis” la T.V.

    Esto no significa que no me gusten las películas, me fascinan, pero para eso voy al cine o las rento (ver piratas también se me hace muy bajo, ya que rentarla te cuesta lo mismo o hasta más barato, que comprar una ilegal).

    Cuando quiero ver vídeos musicales los veo en youtube, justo el que quiero y no como en la tv que tienes que estar ahí esperando a que pongan el que te gusta mientras te chutas un montón de “músicos” basura…

    Si quieres saber de noticias, igual los vez en internet, no tienes que chutarte montón de noticias aburridas y sin trascendencia de Lopez Doriga. Todavía es él quien da las noticias ¿no?, porque hace mucho que ni veo la TV…

    Así podría seguir con un ejemplo y otro, lo de el presente y futuro es el internet, la televisión ya es cosa del pasado.

    Cuando me vine a vivir solo lo primero que hice fue contratar el internet, se tardaron varios días en venirme a hacer la instalación y se me hicieron dificilísimos. El internet es mi fuente de ingresos, entretenimiento y por su puesto de comunicación e información.

    Que diferente sería si en cada hogar hubiera una computadora en vez de una televisión y servicio de internet en vez de servicio de televisión de paga… finalmente la televisión cuesta lo mismo que una computadora y el internet lo mismo que la televisión de paga.

    Pero bueno, finalmente es decisión de cada quien como invertir su tiempo y dinero.

    Me gusta

    • Sin duda creo que aún con computadoras en casa más de una persona preferiría perder su tiempo en juegos, redes, pornografía, etc, sin descubrir todo el potencial que tiene el Internet.

      Es necesario el despertar de las consciencias y dentro de ello tomar la responsabilidad de lo que hacemos, pensamos y trasmitimos a otros.

      Me gusta

  4. Creo que le has dado al Clavo de la Obesidad en México y de muchos más de los problemas que tenemos como población, es una realidad que la televisión con su pobre contenido mantiene a las masas ignorantes, mostrando solo lo que desean, como me gustaría ver contenido de interes y educativo en el televisor, mesas de debate, documentales y contenido claro con temas como las finanzas y la economia (que parecen trabalenguas y trabamentes, porque la mayoria no entiende ni de lo que estan hablando). No cabe Duda que lo q muestra la televisión es un mundo de fantasia, alejado de muchos temas de la realidad; y por otro lado muestran contenido no apto para menores con la escusa de que hay que mantener a los niños informados, eso de la televisión y principalmente la televisión abierta en México APESTA!!

    Me gusta

    • Coincido contigo Gbuz, sin embargo como pueblo muchos siguen estáticos, simplemente esperando “lo que venga”, por desconocimiento, falta de motivación, resignación y demás sentimientos-pensamientos que sólo apoyan la censura y el control de la cultura.

      Me gusta

  5. Si, es una lastima que la gente prefiera que su vida se le vaya sentada frente a un televisor, y peor aun con tan baja calidad de contenido televisivo.

    LO ACEPTO, MI NOMBRE ES ESTEBAN C. Y SOY UN TELEADICTO,
    SI SIRVE DE ATENUANTE SOLO VEO EL CANAL 11

    Me gusta

    • Es un buen atenuante!! 🙂 Aunque lamentablemente canales como éstos hoy día no son trasmitidos a todo México. Por ejemplo, en un municipio de Zacatecas sólo se ven televisa, tv azteca, canal 5 y canal 7. ¿Más controlado o así?

      Me gusta

¡Anda, deja tus comentarios!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s